MIéRCOLES 17 DE OCTUBRE DEL 2018 | 00:00:00

Branding AI

Fecha Publicación: 26/06/2018

  • imagenes eventos

2001: Una odisea del espacio, es una película considerada de culto. Este filme tiene un especial cuidado en detalles de diseño futuristas. Podemos ver cómo los personajes interactúan con prototipos de lo que hoy llamamos ‘iPad’, ‘Skype’ o ‘Inteligencia Artificial’. En la historia, HAL 9000 es la súper computadora que piensa por sí misma y que tiene capacidad de analizar y decidir. ¿Es acaso este el futuro de la inteligencia artificial?

La inteligencia artificial (AI) es una herramienta potente, como lo fueron en su momento la imprenta o internet. Las marcas no son ajenas a la experimentación de esta tecnología, cuyo uso ayudará, principalmente, a la personalización y las experiencias de marca.

En 2011 IBM lanzó Watson, un sistema de AI capaz de responder preguntas de forma natural. Diccionarios, enciclopedias, noticias, obras literarias son las fuentes que posee Watson, haciendo que sus respuestas sean precisas e inmediatas, muy útiles para decisiones médicas, por ejemplo, o incluso en investigaciones legales. En Japón, Fukoku Mutual Life Insurance está implementando un programa de AI para automatizar el cálculo de las indemnizaciones de sus asegurados. En California, Cruise, Apple y Tesla están liderando las pruebas de conducción autónoma. La industria bancaria ve en la AI una solución a la mejora del servicio por medio de respuestas ágiles y canales de comunicación más activos.

Hace un tiempo, los puntos de contacto de las marcas con las personas eran los impresos. Etiquetas, afiches, vallas, brochures eran las herramientas que las marcas usaban para llamar la atención de su público objetivo. El diseño gráfico se concentró en resolver y mejorar procesos de imprenta. Luego llegaron internet, los smartphones y las redes sociales. La era de la inmediatez, el auto servicio y la interacción entre marca y usuario. El diseño de interfaces y UX (experiencia de usuario) se volvieron primordiales para la buena gestión de marca.

¿Cuál es el futuro? Siri, Alexa, Cortana, Google Home y Amazon Echo, dicen que la interacción es ahora a través de las palabras, el diseño de voz. ¿Cuál será la voz de las marcas? Sabemos el color de Coca Cola, conocemos sus signos gráficos de identidad, incluso el brand-sound de cierre de comerciales, pero ¿cuál será su voz?

La AI nos debe llevar a ver nuevos ángulos en el branding. The Grid es una web que por medio de AI diseña otras páginas webs en todos los formatos posibles. Nutella diseñó con un algoritmo 7 millones de etiquetas únicas. My Starbucks Barista es el asistente de voz con el que se generará una nueva experiencia de marca. Tommy Hilfiger utiliza la AI para observar en tiempo real las tendencias de la moda. Iniciativas como Microsoft Tay o LilMiquela son vistazos de cómo podría manejarse el storytelling de las marcas.

El futuro del branding está más cerca de lo que creemos. La tecnología, como siempre, tiene que servir para mejorar el mundo, hacer más eficiente los costos, pero sobre todo para complementar el proceso creativo, que es finalmente el valor que la humanidad le agrega las marcas.

Noticias Relacionadas